TRATAMIENTO QUIRÚRGICO DE LOS ANEURISMAS CEREBRALES

¿Porqué se han de tratar los aneurismas cerebrales?

Pared del aneurisma cerebral
Los aneurismas tienen una tendencia a sangrar debido a que sus paredes más delgadas que las de una arteria normal. Ello da lugar a una hemorragia cerebral de severidad variable, pero que pone en riesgo la vida del paciente, si no en un primer sangrado, sí en sucesivas hemorragias. Por lo tanto, nada más se diagnositica un aneurisma cerebral, se debe tratar el mismo lo más pronto que sea posible.
Pared del aneurisma cerebral

 

¿Cómo se tratan los aneurismas? 

El tratamiento tradicional de los aneurismas ha sido su exclusión de la circulación quirúrgica mediante una intervención quirúrgica, pero actualmente existe otra modalidad de tratamiento que es la “endovascular.” En casos seleccionados el tratamiento del endovascular proporciona resultados tan buenos como la intervención quirúrgica sin sus riesgos, pero desgraciadamente no siempre puede aplicarse. 

¿Qué debe comunicarnos ANTES de la intervención quirúrgica?

  • Si tiene problemas de coagulación.

  • Si últimamente ha padecido algún problema médico.

  • Si está tomando anticoagulantes (por ejemplo, warfarina, aspirina, antiinflamatorios).

  • Si toma algún medicamento o incluso hierbas medicinales.

  • Si tiene alguna alergia.

¿En qué consiste el tratamiento quirúrgico? 

Como parte de la preparación para es la operación, es necesario rasurar una parte de la cabeza. Para abordar el aneurisma el cirujano debe primero abrir una ventana en el cráneo, lo cual se conoce como craniotomía. La mayoría de los aneurismas cerebrales pueden repararse con microcirugía. El procedimiento quirúrgico más común consiste en cerrar el cuello del aneurisma mediante un clip de titanio. Para ello el aneurisma se separa cuidadosamente del cerebro circundante y se coloca el clip de titanio a nivel a nivel del cuello (la base) del aneurisma. Una vez que el clip está en su lugar, se cierra totalmente el aneurisma y ya no le puede entrar más sangre. A continuacion se repone el hueso en su lugar y se cierra la herida.

Craniotomia
Aneurisma clipado
Craniotomia
Aneurisma clipado

¿Cuál es el riesgo de la intervención quirúrgica?

El riesgo de la operación está determinado por el estado del paciente y por el tamaño y la ubicación del aneurisma, entre otros factores. En general, el riesgo de muerte por una operación tras la ruptura de un aneurisma es relativamente pequeño (menos de un cinco por ciento), pero existe. El riesgo puede ser algo mayor en el caso de aneurismas grandes, en particular los más profundos. El riesgo quirúrgico es menor si se puede llevar a cabo la intervención antes que se rompa el aneurisma. Tras el tratamiento quirúrgico el paciente puede presentar un vasoespasmo (contracción de las arterias del cerebro) que en casos extremos puede reducir seriamente el aporte de sangre el cerebro y provocar un infarto cerebral.

Los pacientes que se someten a intervención quirúrgica por un aneurisma puede necesitar, en ocasiones, una transfusión de sangre. La sangre del banco de sangre se analiza para controlar que no tenga enfermedades transmisibles. En los aneurismas la reserva de la propia sangre no es una buena opción porque implica retrasar unas semanas la intervención y eso, en principio, no es recomendable. Lo ideal es internir el aneurisma sin retrasos innecesarios. Disponemos de técnicas para evitar las transfusiones de sangre, pero en el caso de los aneurismas, no siempre es suficiente.

Utilizamos clips de titanio, que son compatibles con RM y no hacen disparar alarmas ni detectores de metales en los aeropuertos.

¿Qué ocurre después de la intervención quirúrgica?

En la mayoría de los casos, permanecerá al menos una noche en la Unidad de Cuidados Intensivos. La permanencia en la UCI suele ser más prolongad en el caso de que el aneurisma se haya roto. Una vez transferidos a la sala, la mayoría de los pacientes permanecen ingresado entre unos pocos días y una semana. Si surgen complicaciones, el proceso se alarga. Si todo va bien, la recuperación en casa suele costar cerca de un mes.

Cabe esperar que usted se sienta somnoliento durante el día durante unas seis semanas después de la operación. Algunos pacientes refieren sensación de agotamiento durante un tiempo después de la intervención quirúrgica.



¿Hay riesgo de que vuelva a sangrar el aneurisma una vez clipado?

SÍ. Depende de si el aneurisma se puede aislar o no por completo. A veces, quedan pequeñas partes del aneurisma sin obliterar que se hacen grandes y sangran con el paso del tiempo. En cualquier caso es una eventualidad rara. Cuando el aneurisma no tiene cuello definido se puede recurir a rodearlo con un trozo de músculo del propio paciente o con un trozo de gasa. Eso provoca una cicatriz alrededor del aneurisma y refuerza en parte su pared.

¿Un mismo paciente puede desarrollar nuevos aneurismas en un futuro?


SÍ, sucede pero es raro.

¿Cómo solucionar mi caso?